El sol y el acné

24 de marzo de 2022

3

Es posible que el sol tenga un aparente efecto positivo rápido sobre la piel con acné pero puede ser un arma de doble filo.

Cuando tomamos sol y tenemos acné, es probable que notemos menos producción de grasa y que baje la cantidad de granitos porque el sol tiene algo así como un efecto antibacteriano. Por otro lado, el bronceado ayuda a disimular las marquitas propias del acné.

Pero estos beneficios, lamentablemente, son transitorios y de cortísimo plazo. La exposición prolongada al sol hace que sudemos más y, no sólo que eliminemos más desechos que tapan los poros, sino también que perdamos hidratación que nuestra piel compensa con sobre produccion de grasa. Por otro lado, si nos bronceamos y se nos pela la piel, estos pellejitos también pueden tapar los poros. Entonces, tenemos poros tapados con grasa, desechos y piel muerta que se traduce en granos y puntos negros.

Hay que tener en cuenta que, probablemente, en verano nuestra dieta mejora porque incorporamos más frutas, verduras y líquidos. Además, nuestros niveles de estrés bajan porque es posible que tomemos vacaciones. Estos factores pueden incidir en la mejora del acné. Pero los beneficios de estos cambios de hábito, pueden perjudicarse por tomar mucho sol.

Entonces, cómo hacemos para aprovechar los beneficios del sol?

  1. Usa bloqueador con un mínimo de 30SPF

Aunque no vayas a salir de casa, usa bloqueador siempre sin falta. Si tienes acné, usa un protector ligero, de preferencia en gel.

 

  1. Rostro siempre limpio e hidratado

Sé disciplinada con tu rutina. Limpia tu rostro con productos suaves que no lo resequen pero que lo limpien por completo. Y aplica una hidratante ligera, especial para tu tipo de piel.

 

  1. Identifica el tipo de comida que te provoca brotes

No todas las personas reaccionamos igual a todos los tipos de comida, por lo tanto, no existe una comida que universalmente provoque acné. Pero si ya tienes identificado cuál es el tuyo, intenta evitarlo.

 

  1. No pellizques tus granitos

Por un lado, para evitar que se infecte y te salgan mas granitos, y, por el otro, para que no queden marquitas.

 

  1. Usa maquillaje con confianza pero no te lo dejes

Retira siempre tu maquillaje antes de dormir, no queremos que se tapen los poros, se infecten y tu piel produzca más grasa de lo que necesita.

Si te gustó este artículo, compártelo. Cuando te quieres, te cuidas.

Abrir chat